¿Cómo se hace un Mapa Mental? Pasos y Procesos

Anuncios publicitarios

¿Cómo se hace un Mapa Mental?

Un mapa mental es una forma sencilla de pensar plasmando pensamientos sin tener que considerar en el momento, el orden y la estructura. Le permite al usuario, al pensador poder estructurar visualmente las ideas para ayudar con el análisis y el recuerdo.

Un mapa mental es un diagrama para representar tareas, palabras, conceptos o elementos vinculados y dispuestos en torno a un concepto o tema central utilizando una disposición gráfica no lineal que permite al usuario construir un marco intuitivo en torno a un concepto central. 

Conoce aquí sobre como se hacen las cosas

Anuncios publicitarios

Un mapa mental se puede convertir de ser una larga lista de información lineal y si sentido,  en un diagrama colorido, memorable y altamente organizado que funciona en concordancia con la forma natural de hacer y organizar  los conceptos y las ideas en el cerebro.

Un mapa mental puede utilizarse como un sistema simplificado de gestión de contenidos. Le permite al estudiante, al pensador o al ideólogo almacenar todos los datos en un lugar centralizado para mantenerse organizado. 

Con los diversos programas de software de mapas mentales que existen en la actualidad, se pueden adjuntar archivos a diferentes ramas para tener aún más flexibilidad. También se puede cambiar a varias vistas diferentes para encontrar la que más le convenga al usuario. 

Existen inclusive plantillas ya elaboradas en la red, que se pueden bajar y utilizar para escribir sobre ellas y construir de manera creativa el mapa mental de acuerdo al tema o campo que se quiera trabajar. 

Para la construcción de un mapa mental, se deben dar varios pasos, que se los colocamos de manera general a continuación:

1. Comenzar  con el concepto de origen

Lo primero que se debe hacer es determinar el propósito fundamental del mapa mental y escribirlo. Dado que, los mapas mentales se empiezan desde el interior y se expanden hacia el exterior, la idea principal se convierte en el tema central del diagrama. Por lo tanto, el concepto principal podría ser un problema que se está tratando de resolver y buscándole una solución,  el proyecto que se está  pensando y creando, puede ser también, un concepto difícil que está tratando de aprender. 

2. Añadir ramas al concepto principal

Una vez que se ha  determinado el propósito principal del mapa mental, se agregan ramas que delinean los subtemas más básicos. Las ramas deberían ayudar a empezar a organizar la información. No hay que preocuparse por incluir muchos detalles, las palabras clave y las frases cortas serán más que suficientes.

como se hace un mapa mental

3. Explorar los temas añadiendo más ramas

Una vez que se haya identificado los temas principales dentro del tema, se debe añadir más formas hasta quedar sin información valiosa. Asegúrarse de que se continúa organizando la información con las cosas más importantes más cerca de la forma del concepto principal, y los detalles de los más específicos a los más lejanos.

4. Añadir imágenes y colores

Se debe mantener la organización dentro del mapa mental usando colores estándar para los diferentes niveles de pensamientos dentro del diagrama. Si se está usando un programa por ejemplo como Lucidchart, los colores son administrados por el usuario. Además, el uso de imágenes ayudan a visualizar y memorizar las diferentes partes del mapa mental. Las imágenes también pueden ser usadas para unir formas en lugar de la tradicional forma de caja.

5. Programar todas las tareas y temas

Los mapas mentales pueden ayudar a estudiar y a organizar todos los contenidos de un programa de una materia. Aportando un gran beneficio en el aprendizaje activo y perdurable que resulta en gran ventaja para prepararse para exámenes tanto orales como escritos, virtuales o presenciales. 

Anuncios publicitarios